sábado, 21 de septiembre de 2013

Carta,recordandote ( de las cartas de Liz).

Cartagena,Dic,12-2010


Amor mio:

Una vez mas te escribo, quizás este sea otro gesto un  tanto aburrido y cursi ,pero no hay mas detalle,no hay mas formas ni existirán mas letras o diversas maneras para llegar a ti y decirte que te recuerdo cada día como las hojas a la brisa, y como una pequeña niña a su primer juguete nuevo, aunque mi amor ya se volvió mas viejo, mas añejo.
Te estoy pensando, no es nuevo eso verdad?
me tiemblan las piernas y la voz, el pecho me salta y brinca, como si los siglos no hubieran pasado, como si fue ayer  que me acariciabas el cabello, te reías de mis chistes malos, cómo hago para no vivir de estos recuerdos?...
Todavía me destroza el vientre la falta de tus besos!,me estallan en la cara aun mis anhelos!
qué hago amor si vivir sin ti se me hace todo un laberinto, un hoyo negro!
el café no es suficiente, se me olvida comer... y no exagero cuando te digo que cada noche sin ti muero y muero! ves como empiezo a divagar?.
Miro estas noches y para mi,son absolutamente desteñidas,desfilantes y burladas... ay! amor que largo te he soñado(sin dormir es peor soñar).
Recuerdas cuando nos tomamos de las manos ?suspiramos juntos ,pensábamos unidos, eramos solo tú mas yo, igual a uno y nada mas.
yo me enjugaba en tus labios de carne viva,moríamos muchas veces,amor sellado con tu anillo en mi dedo...
como es que llegaste a acuchillarme con un ''no te quiero''?.
Amor de mi alma y de mis miedos,nadie ha podido arremeterme como tú lo hiciste,
por mas que han tratado, no han conseguido abrirme y saborear el dulce que solo tú te bebiste,
no hay mas vida en mi circulacion, no me llena el mar, no me llenan las estrellas, ni el sol, nada quiero que ocupe mi cuerpo ,solo tú encontraste secreto hallado y descubierto.
Soy fiel a ti, y todavía te pertenezco, no hay mas que decir, no despiertan mas aromas, no hay mas flores hermosas, ni razones de música para componer, poco existe después de ti, así de extremo y aun mas intenso es esto que dejaste metido dentro.
Amor  ya es hora de ir a mirar el techo de mi habitación, seco mis lágrimas y prosigo, no se si mañana sea el día en que por fin llegue a entregarte alguna de estas cartas, que me duelen tanto escribir, te veo mañana a primera hora de trabajo, y como siempre sintiendo cada una de tus miradas indiferentes como puñaladas y caricias suaves a mi alma,pero no mas cortantes que el penetrante filo que siento cuando tu esposa te llega a buscar al final de la jornada...bendita es ella por estar contigo.
Te dejo besos aquí ! los mas honestos y dulces besos de mi boca,que no se cansa de decir te amo.

Con amor y pasion : Liz.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada